degenerando


Ayer alguien me regaló estas dos figuritas que representan el triunfo de una nueva forma de amar y vivir frente al amor romántico, falso y violento. Me dijo que tenían que estar en la posición que se ve en la foto: Mérida apuntando con su flecha a la Sirenita. Confío en que ese disparo sea certero. Lourdes Bravo PérezEducadora Social - Sexóloga - Experta en Violencia Intragénero Secretaria de la Asociación Contramarea Directora de ISOEDUhttp://www.violenciaintragenero.com

El amor es otra cosa